Fundas para agendas: Cómo elegir las mejores

fundas para agendas, fundas de agendas, agenda de trabajo

Fundas para agendas: Cómo elegir las mejores

Agendas y más agendas, los beneficios de una agenda son infinitos ya lo hemos hablado muchas veces. Un accesorio para la vida útil para cualquier persona, ya seas muy organizado o un cabeza loca. Todos tenemos mil cosas en la cabeza a diario y es normal que haya cosas que se nos escapen, ¡Somos humanos! Pero para eso se inventaron las agendas, para evitarnos disgustos y olvidos.

Hay muchos tipos diferentes de agenda, las hay con anillas, encoladas como un libro, de espiral; mucho donde elegir y una lástima que solo necesitemos una agenda al año.

LAS FUNDAS PARA AGENDAS

Se va acercando la época de cambiar nuestra agenda de trabajo por otra nueva, sin duda nuestro momento favorito del año; y por eso hoy hablamos de un complemento para agendas que cada vez se va convirtiendo en más necesario para muchos, las fundas de agendas.

Este accesorio es de gran utilidad por la diversidad de funciones que cumple. Para empezar, sirve como una forma de proteger nuestra agenda personal y es que si esta no es de la mejor calidad puede tender a desgastarse e incluso acabar rompiéndose.

Las fundas, si son de calidad, están hechas para durar varios años. Contar con una con un diseño que nos agrade nos asegura que vamos a tener una agenda organizadora que nos guste por mucho tiempo. También hay fundas para agenda con anillas en las que solo tienes que introducir el recambio de las hojas para cada año.

El último beneficio del que vamos a hablar es que las mejores fundas para agenda cuentan con bolsillos y huecos extra para poder meter cosas. Sin duda una gran manera de transportar con nosotros lápices, bolis, etc. Además suelen traer compartimentos para introducir también documentos y papeles. ¡Todo un plus!

EL CIERRE DE LA FUNDA

Sin duda uno de los aspectos clave es el cierre de la funda para la agenda. Hay versiones diferentes y con mecanismos distintos. La elección en este caso está un poco en el gusto de cada uno.

Existen fundas para agendas con cierre de imán. Este tipo de cierre es práctico porque es rápido tanto de abrir como de cerrar. También hay fundas con cierre de trevilla, éstas son menos prácticas en el sentido de la rapidez para abrir y cerrar; sin embargo, el toque de la trevilla le da un aspecto mucho más elegante a la funda. Por último hay fundas para agendas con cierre de cremallera, éstas al igual que las anteriores no se abren con rapidez. El beneficio de la cremallera es, sin duda, que te aseguras que no se sale nada. ¡Completamente herméticas!

DISEÑO DE LA FUNDA

Cuando se trata del diseño de la funda, hablamos otra vez de algo que depende en cierto punto de los gustos personales de cada uno.

Si nos centramos específicamente en la cubierta de la funda tendremos que elegir colores, texturas, etc. Si nos gusta el colorido podemos optar por una así, lo cierto es que hay que pensar a largo plazo. Como decíamos, una funda debe durarnos al menos un par de años; si elegimos una funda más clásica sabremos que no nos vamos a aburrir de ella rápido. Aconsejamos por tanto optar por una funda con colores como el marrón, el negro o el azul marino; elegantes, clásicos y una apuesta de futuro.

Por último y no por ello menos importante, pensad en la cantidad de espacio y huecos que necesitáis para meter material de escritura como bolis o lápices. También hay que tener en cuenta si queréis espacio para guardar documentos. Cuestión personal, pero es interesante que la funda cuente con espacios para estos elementos. ¡Nunca viene mal!

¡Esperamos que estas pautas os resulten de ayuda al elegir una funda de agenda!

Comparte este post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *